Al menos tres muertos en Nigeria en las protestas por la subida del combustible

 Al menos tres personas murieron este lunes y otras tres resultaron heridas en Nigeria durante las protestas del primer día de la huelga general indefinida convocada contra el aumento del precio del combustible, informó el canal Channel Television.

 

En Lagos, capital económica de Nigeria (el país más poblado de África con más de 150 millones de habitantes y primer productor de petróleo del continente), un joven murió y otros tres fueron heridos por disparos supuestamente efectuados por la Policía.

 

Según la fuente, el suceso ocurrió cuando los agentes abrieron fuego en una calle en la que jugaban al fútbol los jóvenes.

 

Los heridos fueron trasladados a un hospital cercano, mientras la Policía indicó que está investigado los hechos.

 

Por otro lado, un niño de 15 años murió en la ciudad norteña de Kano como resultados de supuestos disparos hechos por las fuerzas de seguridad durante un enfrentamientos con manifestantes que pretendían entrar en un edificio gubernamental.

 

Otro niño falleció, al parecer, al ser aplastado por los manifestantes en Kano, donde la situación es tensa, señaló Channel Television.

 

Éxito del paro

Los dos principales sindicatos nigerianos y convocantes de la huelga, el Congreso de Sindicatos (TUC) y el Congreso del Trabajo de Nigeria (NLC), aseguraron que el paro está siendo un éxito, pues el país, según ellos, está prácticamente paralizado.

 

El TUC y el NLC convocaron la huelga después de que el Gobierno anunciara el Día de Año Nuevo la retirada de un subsidio al combustible. La medida provocó que el precio de la gasolina se dispara de 0,40 dólares a 1,30 dólares el litro, con el consecuente aumento del coste de la gran mayoría de productos y servicios, en especial del transporte.

 

El incremento del precio del combustible es una medida muy impopular en Nigeria, donde los ciudadanos creen que es su derecho disfrutar de un coste bajo de la gasolina por ser una nación muy rica en petróleo.

 

El Gobierno afirmó hoy que respeta el derecho de los nigerianos a manifestar su enojo, pero insistió en la necesidad de retirar el subsidio a la gasolina, que forma parte de un grupo de medidas de ajuste económico.

 

Vía | El Mundo

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.